Grecia: Comunicado de acciones de la Federación anarquista informal- Célula de Solidaridad Revolucionaria

Nota VLA: A continuación un comunicado traducido al castellano, sobre la reclamación de algunas acciones llevadas a cabo el 12 y 13 de enero en Grecia en solidaridad con la OR-CCF y sobre la guerra social…

La Guerra comienza

Hoy más que nunca, la consolidación del Poder y su ataque contra los enemigos internos se vuelve una necesidad urgente. Bajo el miedo a las próximas rebeliones y las acciones que se han desarrollado, principalmente en los últimos años, el Dominio tiene que proteger sus intereses y lo hará.

Así, estamos viviendo un aumento sin precedentes de represión y control. Sus mecanismos de persecución contra el enemigo están siendo impuestos y enriquecidos en niveles humanos y técnicos, mientras su arsenal legal se expande y se vuelve más flexible. La nueva ley anti-terrorista, los “gusanos” que ingresan en lo más profundo de las comunicaciones personales, los miles de reclutamientos policiales que acechan las calles son sólo algunos ejemplos que demuestran lo que el poder quiere comunicar, que está acá y en todos lados.

El poder habla, antes de prohibir pero también se impone donde las medidas de precaución no logran prevenir las conciencias armadas que la combaten.

La Democracia contraataca y toma venganza con calabozos y prisioneros de guerra.

Prisioneros que son enviados como animales salvajes en jaulas, habiendo antes arrebatado su dignidad, robando sus días y finalmente silenciando sus ideas más profundas, que no son otras que la oposición a todo lo que atenta contra nuestras propias vidas.

Por supuesto, en este juego, el Poder se ha aliado, como el lamentable séquito de los periodistas. Nunca dudamos de la hipocresía detrás de sus máscaras democráticas, ni de la pretendida polifonía que ellos manipulan.

Además, no nos sorprende su ascenso a una vanguardia de represión en su más paranoica y delirante versión. Fueron, son y serán el grupo de apoyo de la policía y de la unidad anti-terrorista.

 

La mente es el objetivo

La dominancia, como privilegiado y principal usuario del terror masivo, conoce muy bien que la proyección de la fuerza, el miedo que se filtra entre la gente, es más importante que la fuerza misma. El sentimiento de debilidad y vanidad de cualquier tipo de resistencia es mucho más eficiente que cualquier cuerpo de policías y que cada sistema de vigilancia de alta tecnología. Esto lleva a la retirada y al silencio. A la consolidación del miedo. El temor es cultivado por el poder, pero florece dentro nuestro. Esto ha embebido la existencia humana hasta el hueso y ha corroído toda relación social. Ambos a nivel de grupos sociales, entre ellos mismos y contra la ética dominante, pero también en una manera individual. El miedo corrompe la relación entre personas y las condena a pudrirse en la miseria y el aburrimiento. Pero principalmente detiene la creación de relaciones verdaderas. Relaciones de solidaridad, relaciones subversivas y peligrosas.

 

Superando los planos pro-sociales y anti-sociales

La evolución del plan revolucionario es imposible si no estamos en una búsqueda constante del entendimiento del proceso social, buscando aliados y localizando enemigos. No consideramos a la sociedad como un sólo individuo, generalmente victimizado, sometido o posiblemente revolucionario. Las relaciones sociales forman múltiples campos, que no pueden ser interpretados mediante la ética del bien o el mal, la víctima o el victimario, el Bueno o el Malo. En éstos, observamos manifestaciones del poder mismo, profundamente arraigado y expandido a tal punto que no es fácilmente visible. Por otro lado, observamos insurrectos comportamientos trascendentales y conciencias revolucionarias que emergen de este campo, listos para mirar a la vida directamente a los ojos…Este múltiple mosaico de controversias conforma el “área” donde la guerra revolucionaria toma lugar.

 

El Tiempo es ahora y el Enemigo está en todas partes

Las “condiciones objetivas” nos parecen muy abstractas y no permaneceremos inactivos esperando a que éstas maduren. No fijamos objetivos a largo plazo y no hablaremos acerca de un período pro-revolucionario ni de una sociedad post-revolucionaria. Por un lado porque no vemos la revolución como un evento que toma lugar en un tiempo y espacio determinados, si no como un continuo proceso evolutivo con  características que se modifican constantemente. Por otro lado, porque pensamos que los sistemas políticos, de cualquier grupo teórico-ideológico, mientras se hayan institucionalizado como tales, ya serán obsoletos y por lo tanto, hostiles con nosotros.

Por el contrario, proponemos organización inmediata. La colectivización de negativas a través de la aplicación de nuestras propuestas. La creación de estructuras beligerantes y las infraestructuras del presente, pondrán en constante marcha el proceso revolucionario de destrucción y creación. Por el nacimiento de relaciones verdades y lazos de camaradería, a través de la experiencia de acción y solidaridad.

 

Por todo o nada

La existente realidad forma una zona de guerra con miles de explorados e inexplorados aspectos. Encontramos al enemigo en un difundido plexo de roles, relaciones, y comportamientos. En los mecanismos de represión, la ética dominante y la esclavitud del trabajo asalariado. Los pequeños contratos cotidianos dentro nuestro.

Rechazamos las luchas parciales, condenadas al fracaso. Deseando abarcar la totalidad consideramos necesario todas las formas de ataque. Entendemos como acción el consciente quiebre del enemigo en todos los términos que pueda expresarse. Como una parte integral de la existencia de todo revolucionario. Cada acto conlleva el significado de los motivos y objetivos del sujeto que la ejecuta. Armadas, sólo pueden ser las conciencias. La mano siempre estará sosteniendo nada más que una herramienta.

 

La difundida guerrilla urbana revolucionaria lucha como una posición de fuerza

Los métodos de la guerrilla no son secretos de historia. Son prácticas que están siendo usadas, con diversas características por los revolucionarios en cada rincón del planeta. Las tácticas de sorpresa, la elección del tiempo y lugar donde la acción se vuelve realidad es probablemente la única – en actuales condiciones- que tiene la habilidad de golpear las infraestructuras y las tropas del enemigo.

Nuestro objetivo es sabotear las infraestructuras capitalistas del estado así como aterrorizar a nuestros enemigos, quienes representan una amenaza personal. Queremos dejarles claro, tan claro como lo es para nosotros, que la guerra se produce siempre con dos bandos, y nosotros, ya habiendo escogido uno, damos el primer paso. Frente al monstruo del capitalismo que rasga la vida y dignidad humana, elegimos armarnos de pensamiento, consciencia y acción.

La solidaridad es un arma

Desde los montes de Méjico y la Cordillera de los Andes hasta los ataques de bomba en Chile y los incendios provocados en Bélgica, hay gente decidida a no bajar la cabeza. La lucha por libertad es su propia vida, no algo sobre o fuera de ella.

El saber que en las afueras del mundo existe gente que vive y muere por la misma o similar causa, con el mismo o similar significado, y que posiblemente compartan los mismos o similares sentimientos, pensamientos, miedos y sueños como nosotros es algo más que un alivio. Es lo que nos empuja a seguir incluso en las peores épocas, nos llena de fuerza y nos da la esperanza de que al final venceremos. Si no hemos ganado hasta ahora es en parte por el hecho de que no somos todavía una comunidad, ni siquiera una red de individuos.

El mero conocimiento académico es sumamente provechoso en discusiones interminables acompañadas de vino barato. Si no se transforma en conciencia, continúa en un inofensivo parloteo. Y la conciencia llega exclusivamente a través de la experiencia.

Ahora, más que nunca, existe la necesidad de prolongar la lucha por parte de cada miembro de la comunidad. Conocer lo que sucede a lo largo de la tierra debe ser un móvil, una señal de los revolucionarios de todo el mundo, afirmando que el enfrentamiento sigue latente. No sólo para realizar una simple puesta al día. Si no para que sea el momento donde cada revolucionario se reconozca a sí mismo como parte de esta red y pase a la acción. Qué pasaría, si, por cada golpe que reciba un miembro de la comunidad, se organizaran campañas internacionales anti-información acerca del incidente y los revolucionarios de todo el mundo pasen a la acción, forzando a las autoridades de cada país a no ser capaz de esconderse en ningún lugar. Esto es la solidaridad internacional y así es como las fronteras se destruyen.

Percibimos la solidaridad como una relación dinámica, bilateral y de múltiples niveles. Bilateral porque consiste de dos o más individuos que deben experimentarlo por igual, rompiendo la miserable costumbre de transmisor y receptor, el que “genera” solidaridad y aquel que la “recibe”. De múltiples niveles, porque el nivel de su validez depende de que tan común sean los objetivos, los deseos y las angustias de quienes lo padecen. Y dinámica porque siempre desea renovarse, encontrar caminos creativos para tomar forma.

Creemos como necesario, por la evolución del plan revolucionario, la verdadera aplicación del proyecto de una red internacional. La creación de una horizontal, difundida y continua red de individuos.  Una herramienta de abierta comunicación y diálogo, así como un transmisor de ideas y prácticas entre todos los revolucionarios. Así, reivindicamos estos ataques como nuestros dentro del marco del llamamiento de solidaridad con los miembros procesados de la Conspiración de las Células de Fuego, pero también, desde la formación de la federación anarquista informal basada en la propuesta de F.A.I., que la Conspiración de las Células de Fuego impulso nuevamente.

Sobre los días 12 y 13 de enero, avanzamos en un aluvión de acciones en la ciudad de Tesalónica, enviando señales de alarma a todos nuestros compañeros. De este modo, atacamos:

En el mediodía del 12 de enero:

– La oficina del periodista y miembro del parlamento con LA.O.S. Angelos Kolokotronis. Un regalo de nosotros a él, por sus 35 años sirviendo como editor en jefe de grandes diarios como el bien conocido “Snitch-donia” (Makedonia) y en muchos otros medios de “información”, así también como por sus creencias de extrema derecha.

En la noche del 13 de enero:

– 2 vehículos pertenecientes a policías en la región de Peraia.

– Un auto que pertenecía al cuerpo diplomático en la región de Ano Toumpa.

SOLIDARIDAD con la guerrilla urbana GERASIMOS TSAKALOS-PANAGIOTIS ARGIROU- HARIS HADJIMICHELAKIS, miembros de O.R. –  Conspiración de las Células de Fuego, y para todos los que aportaron a esta causa.

LIBERTAD a PANAGIOTIS MASOURAS-KONSTANTINA KARAKATSANI-GIORGOS KARAGIANNIDIS-ALEXANDROS MITROUSIAS

Nunca olvidaremos a nuestros insurrectos hermanos DIMITRIS DIMTSIADIS-HARALAMBOS TSILIANIDIS-DIMITRIS FESSAS-SOKRATIS TZIFKAS-GIANNIS SKOULOUDIS y nos gustaría recordarles que la apuesta a la destrucción y a la creación sigue en pie.

Federación anarquista informal- Célula de Solidaridad Revolucionaria

————————————————————————————————

En ingles: http://actforfreedomnow.blogspot.com/2011/01/communique-for-12-13-january-arson.html

————————————————————————————————

En Italiano: http://culmine.noblogs.org/post/2011/01/29/salonicco-comunicato-della-fai-cellula-di-solidarieta-rivoluzionaria/

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s